(ENTREVISTA) Julián Fandiño, 32 años en el Ayuntamiento de Campillo de Azaba

|


Campillo de Azaba. CARLOS GARCÍA

El alcalde de Campillo de Azaba se ha convertido en uno de los regidores más experimentados de la provincia de Salamanca y, en especial, de la comarca de Ciudad Rodrigo, ya que en este 2015, tras los pasados comicios locales, afronta su sexta legislatura consecutiva como regidor de su pueblo, a lo que hay que sumar otros ocho años anteriores en los que estuvo de concejal.

A sus 65 años de edad, en una entrevista con este Diario Digital, Julián Fandiño asegura que tiene la misma ilusión que el primer día, más aún cuando su equipo de gobierno se ha rejuvenecido bastante con el fin de dar un mayor impulso al pueblo.

Entre los proyectos que prevén desarrollar a corto plazo se encuentran uno de ahorro energético con el fin de cambiar las actuales luminarias de las calles por luces de bajo consumo. "Hasta la fecha ya hemos cambiado prácticamente la mitad y queremos cambiar el resto", ha manifestado el alcalde.

Otro de los objetivos es el de cercar el vertedero de escombros para concluir esta iniciativa y el de terminar de pavimentar dos calles principales del municipio.

A lo largo de todos estos años, Fandiño ha encabezado proyectos de vital relevancia para las gentes de Campillo de Azaba y del que más orgulloso se siente es del velatorio municpal, "que era de gran necesidad para el pueblo".

Un parque en la entrada del pueblo, la construcción del hogar del jubilado, el consultorio médico, el cementerio, la renovación de la red de agua o el asfaltado de las calles son algunos de los muchos proyectos que ha ejecutado durante sus 20 años de alcalde y ahora "afronto esta legislatura con tanta o más iluisón", explica, ya que "percibo que la gente me quiere y fueron ellos los que me pidieron que me presentara".

La construcción del nuevo Ayuntamiento también fue una de las obras más relevantes de la pasada legislatura y a nivel comarcal jugó un papel decisivo para que se construyeran las carreteras de La Alberguería de Argañán o la de Espeja con Campillo de Azaba, además del sistema de abastecimiento de agua de la comarca de Azaba.

Presidente de la Mancomunidad Alto Águeda

Julián Fandiño también fue presidente de la mancomunidad Alto Águeda durante casi cuatro años, época en la que se construyó el edificio de la sede, ubicado en el pueblo de Fuenteguinaldo.

Algunos alcaldes de la zona ya se han pronunciado para que sea el presidente de la mancomunidad Alto Águeda durante los próximos cuatro años.


El alcalde, con la plaza de toros al fondo


campentrv4.jpg

Parque Infantil de Campillo


La fachada de la iglesia ha sido reformada con fondos del Ayuntamiento y de la parroquia